shadow

Hacia el abismo con una sonrisa

Con una enorme sonrisa en los labios y frotándose las manos. Así podemos imaginar a los promotores urbanísticos, al concejal de urbanismo, al propio alcalde,… valorando las dieciocho ofertas que van a recibir por la subasta de las parcelas en las que han troceado los terrenos de Repsol. Dibujando líneas divisorias en un mapa que suponen una lluvia de millones que, a buen seguro, no van a tener ningún impacto para tantas familias que viven bajo la línea de la pobreza en el colindante barrio de Dos Hermanas. ¿Lo ha tenido el centro comercial Rosaleda para sus vecinos de La Palmilla? ¿Podrán los comerciantes tradicionales de Cruz de Humilladero y Carretera de Cádiz sobrevivir a un nuevo centro comercial?

En torno a la mesa, paladeando los trozos del dulce y tierno pastel que solo ellos van a degustar. ¿Qué les importan los sueños de tantos ciudadanos de una ciudad sostenible, amable, de un bosque urbano? El azúcar se disuelve rápido en la boca, como lo hacen las esperanzas de un futuro más verde y azul para la ciudad. Málaga seguirá abocada a ser un monstruo especulativo, creciendo sin concierto, ladrillo a ladrillo, decidida a no dejar ningún espacio sin cementar. Podemos seguir contando las medianas y el césped como zonas verdes, a los ciudadanos, anestesiados, poco les importa. Mientras sigan votando sin hacer muchas preguntas, …

¿Y si pensamos en los que vienen, a los que ahora son niños obligados a jugar en parques de ladrillo y hormigón? En los que se romperán los dientes en el futuro con el pastel de cemento que estamos fraguando. Tal vez ahora, más pendientes de los reyes magos que del futuro que les espera, no nos dirán nada. Pero a buen seguro que cuando reciban la herencia envenenada que les estamos preparando se acordarán, y mucho, de la generación actual, incapaz de poner freno a los dislates ambientales que consentimos.Puede parecer que llegamos tarde, pero si no nos ponemos en movimiento, nunca llegaremos, que es incluso peor que llegar tarde. Nos toca pujar por un futuro mejor.